Cosecha de Rioja 2005. (I) Viña


Clima: Mes de julio extremadamente seco. Durante el mes de agosto sucesivas tormentas menores pueden resumirse en 8 litros de lluvia general. El mes de septiembre discurrió con escasa lluvia, pero en torno a los día 15 y 18 las temperaturas mínimas rozaron los 2°C, con máximas diurnas de 20°C.

Octubre se inició con régimen tormentoso, que culminó con 78 litros por metro cuadrado en Haro y en torno a 40 litros en muchas zonas de La Rioja Alta. A éste sucedieron diez días estables.

Baya: A partir del envero el tamaño conformado era de 1,4 gramos. A la altura del 12 de octubre, de 1,8 y después ascendió hasta 2,3 gramos.

Acumulación de azúcar fácil, asimilable al año 2003. Proceso de pH moderado. Potasio mantenido por debajo de 2.000 y málico con acusada tendencia a descender.

Hollejo: Acusada resistencia mecánica. Niveles de punción de 14 g. a 12,5 de alcohol probable cuando lo normal es 8. No desarrollo de bacterias ni mohos.

Extraordinaria acumulación de ceras. Sucesión de levaduras, interesante. Saccaromyces a partir del envero. Desaparecen durante 20 días las levaduras y en septiembre son M. pulcherrima, sucedida por Saccharomyces, en fermentación y en octubre K. apiculata sucedida por Saccharomyces. Muy interesante la ausencia de botrytis y la proliferación de cepas y levaduras.

Resumen: Hay tres calidades de uva: La primera etapa es la vendimia de las cepas con hojas necrosadas por sequía. El grado era 12,5° con tamaño de baya de 1,4 gramos, lo cual arroja, según nuestro índice de calidad de uva, un valor 8,3. La cera en el hollejo era copiosa, abundancia de M. pulcherrima, pH 3,3 y málico 3,2. Hollejo muy duro y pulpa y semillas sin clorofila. Se supone pueda dar vinos de IPT 100/1,4 igual a 70.

Afortunadamente fue el grueso de la cosecha.

La segunda etapa es la de cepas sin daño de sequía, que el 25 de septiembre manifestaban 1,8 gramos por baya, con 13,0 de alcohol probable, pH 3,5 y málico 3,0 y el día 12 de octubre eran de grado 13,5 con peso de 1,9 y restos de clorofila en pulpa y semillas. Uva de valor 7 e IPT alcanzable de 50.

La fracción final marcada por tormentas en torno al día 13 de octubre y sucesivas, supuso descenso de grado a 12° de alcohol probable, málico de 2,8 gramos, peso de baya 2,4, potasio 2.400 y pH 3,7. Además de pérdida de ceras y de poder fermentante y proliferación de botrytis y de bacterias.

Indice de valor como uva 12/2,4 igual a 41.

Glosario: Una forma para valorar la uva es hacer la división de su grado probable por su peso. Resulta buena la uva de valor superior a 7. El IPT es el Indice de Polifenoles Totales. Es bueno que sea alto para vino de crianza.

Aconsejamos nuestra fórmula para saber el IPT lograble con la uva. Es dividir cien por el peso medio de una baya.



© Manuel Ruiz Hernández, diciembre de 2005


Página principal